Historia de Ester y Asuero: Un desmayo muy real

Ya llega la Semana Santa, y en Lorca está todo preparado para que comience un gran espectáculo. Nuestra Semana Santa, como ya expliqué el año pasado, no tiene parangón con ninguna otra manifestación pública de Fe. Está fundamentada en tres pilares: tipología bíblica, bordados de oro y sedas y el caballo.

Si el año pasado hablé de la puesta «en carrera» del pasaje bíblico de la visita de estado de la Reina de Saba al rey Salomón, y de las similitudes con una visita de estado en la actualidad, este año le toca a otro pasaje bíblico no menos espectacular: el momento en que la Reina Ester se desmaya, por un ataque de pánico, en presencia de su marido, el temido Jerges I. Si, ese mismo, el rey que derrotó a Leónidas I de Esparta y sus 300 hombres en el desfiladero de las Termópilas.

Historia de Ester y Asuero

Ester y Asuero durante la puesta en escena en la Semana Santa de Lorca

La historia está basada en el libro bíblico de Ester. Este libro es muy curioso, ya que trata más de venganzas, odios, conspiraciones e intrigas cortesanas que de religión. En ningún momento del libro se menciona el nombre de Dios.

Además, como en todo pasaje ambientado en cualquier Corte Real, podemos apreciar el protocolo que rige dicha Corte, Y en esta no podía ser menos. Veremos protocolo y más que nada los «saltos de protocolo» que tanto llaman siempre la atención… Y en esta corte del rey Asuero, había que llevar mucho cuidado de cómo se «saltaba» uno el protocolo y por qué, ya que las consecuencias podrían ser un poco drásticas.

Para llegar a entender el momento «atrapado» en el tiempo y puesta «en carrera» o en procesión, primero debemos ponernos en antecedentes.

¿Quién era Jerges I?

Era rey de Media y Persia. La identificación histórica con la Biblia presenta algunos problemas. En los escritos griegos no se mencionan a Vasti o Ester como esposas del rey, si no a Amestris. Y en el pasaje bíblico no se menciona a ésta en ningún momento. Pero coinciden por los rasgos del rey: colérico, ambicioso, mujeriego y degenerado.

Vamos a ver cómo se desarrollan los acontecimientos paso a paso y la causas que los desencadenan:

Un banquete, una negativa, un castigo «ejemplar» y un antecedente de «Me too»

Allá por el año 483 a. C. , el rey Asuero, para mostrar al mundo su poder militar y sus riquezas, decidió realizar una gran fiesta . La duración de ésta fue de seis meses. El broche final lo puso un banquete de siete días, en el que corría el alcohol y toda clase de excesos. El festín se celebraba en los jardines del palacio real, adornado con cortinas blancas y azules (que casualidad, como los principales pasos de la Semana Santa lorquina), cordones púrpuras, divanes de oro y plata, adornos de nácar, copas de oro….

Manto de Vasti

Por otro lado, la esposa de Asuero, la reina Vasti, celebraba un banquete paralelo, entre las mujeres, sin mezclarse con los hombres ya que el protocolo lo prohibía. Precisamente por esa costumbre, Vasti se siente humillada por lo que considera una falta de respeto.

Al final del banquete, el rey manda llamar al la reina para que se presente ante sus principales invitados para que contemplen su belleza. La idea era mostrarla desnuda, pero Vasti se negó. No acudió a la llamada del rey y éste se lo tomó como una gran ofensa. Si las otras princesas se enteraban de la actitud de Vasti podrían imitarla y eso no se podía «consentir». Lleno de ira consultó a sus consejeros en leyes, entre los que estaba Mardoqueo, y se le impuso un castigo ejemplar a Vasti. Fue repudiada y se le prohibió presentarse nunca mas delante del rey. Se la consideró un mal ejemplo para las otras mujeres, por lo que se enviaron cartas a todas las provincias de su reino, escritas en todas las lenguas de cada una ordenando que los maridos mantuvieran la autoridad en sus casas. Vasti podría considerarse como una precursora del movimiento Me too ¡De eso ya hace 25 siglos!.

Aparición de Ester: la atrevida idea de buscar reina sin «pedigree»

El rey decide hacer un «casting» con todas las doncellas del reino bellas y con grandes virtudes para que fuera la nueva reina. El protocolo de la época obligaba al rey a casarse con una doncella perteneciente a una de las siete familias de los consejeros, pero esta vez le propusieron la atrevida idea de buscarla entre las más bellas vírgenes del imperio.

Ester es la elegida. Era sobrina de Mardoqueo, criada por él como una hija al quedar ella huérfana desde niña. Lo que no sabía el rey es que Ester era judía, es decir, lo mas bajo en la sociedad de la época.

Mardoqueo no dobla la rodilla.

En este contexto surge un conflicto en la corte. El protocolo exigía que ante el primer ministro, Aman, «todos los servidores del rey, que estaban a la puerta del palacio, doblaban la rodilla y se postraban ante él…». Sin embargo Mardoqueo, por su condición de creyente del Dios de Abraham, no rendía honores divinos a nadie mas. Es mas fuerte su aversión a cometer idolatría que el cumplimiento del protocolo de la corte. Como era de esperar, Amán lo considera una insolencia y consigue mediante engaños que el rey Asuero decrete el exterminio de todos los judíos del reino.

Manto de Memucan representando en su medallón central a Mardoqueo

Ester «rompe el protocolo» y se desmaya.

Al enterarse Mardoqueo del decreto real, decide vestirse de luto, cubrirse de cenizas en señal de protesta y presentarse ante el rey. Sin embargo, el protocolo impedía presentarse ante el rey sin ser invitado a hacerlo, por lo que no lo dejan franquear las puertas de palacio. Enterada Ester de esto, decide presentarse ella ante su esposo, desafiando el protocolo, a pesar de saber que ponía en juego su propia vida. Su situación era arriesgada, ya que se enfrentaba a una muerte segura, ya fuera por ver al rey sin ser llamada, o por quedar sujeta al decreto de exterminio.

«Y así iré al rey, lo cual no es conforme a la ley; y si perezco, perezco» Ester 4:16

Decide interceder por su pueblo arriesgando su vida. Se pone sus mejores galas y se dirige al salón de palacio. La tensión del momento, junto con el hecho de tener que descubrirle que ella misma es judía hace que sufra un desmayo.

Ester desfila sobre una biga, que marcha a la par que Asuero, y luce manto de raso verde bordado en seda y oro calado. La escena reproduce el desmayo de la reina.

El manto de Asuero es de raso púrpura y oro calado, y su escena central complementa la del manto de Ester: el rey preguntando qué le pasa a su esposa.

Van acompañados por diez esclavos, tres verdugos, cuatro arqueros, cinco infantes, siete jinetes y una amazona (Vasti)

Se estrenaron en 2003 y fue dirigida por la Comisión Artística del Paso Blanco.

El paralelismo entre pasajes proféticos del Antiguo Testamento con los Evangelios, typos y antitypos, está en esta historia ya que al igual que la reina Ester intercede ante el rey por su pueblo, la Virgen María intercede ante Dios por la Iglesia, por eso en la Salve nos referimos María como «abogada nuestra».

El final de la historia es un final feliz. Ester se recompone y agasaja al rey y a Aman con un banquete. La velada resulta tan agradable que vuelven a quedar al día siguiente para una nueva cena. En el segundo banquete, Ester reúne el valor suficiente para declararle su condición de judía y hacer recapacitar al rey sobre la injusticia del decreto en contra de su pueblo, y del engaño y manipulación del primer ministro Aman. La reina denuncia a Aman y es condenado a muerte, y aunque un decreto real no podía ser revocado ni siquiera por el propio monarca, Asuero ordenó que los judíos pudieran defenderse.

¡Muchas gracias!
¡Viva la Semana Santa de Lorca!
¡Viva el Paso Blanco!

Un saludo con V de eVentos
Blanca

 

Fuentes Bibliográficas
-“Inspiración tipológica de la Semana Santa de Lorca”. López Ayala, Gaspar José. Lorca, 2008.

Anuncio publicitario

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.